LA DIFERENCIA ENTRE LEY Y JUSTICIA: La vulgaridad de lo Judicial y el Caso Medina

Por S. Molina
(https://plus.google.com/106130870947501484687)

Se ha armado el caso contra Rodrigo Medina; los argumentos contra el gobernador apenas alcanzaron las 4 hojas en su fundamentación. Y como era de esperarse, el juez ha fallado a favor de Medina ante la paupérrima argumentación legal. La gente en el acalorado momento se desbordó ante la incapacidad, también, de argumentar de forma hilada. Y ante esa situación el Juez estalló en Facebook, con argumentos como tener 20 años dando clases; y que en su decisión no se arrepiente de aplicar la ley, y que él realizó un juramento de aplicar la ley.

Pero, ¿no ha sentido a veces que el clamor social ve una desconfiguración entre lo que es justo y la ley?

Es preciso recordarle al Juez que solo es un engrane para administrar las leyes del estado burgués, no la justicia. La seudo ciencia jurídica siempre olvida que la justicia y la ley no van de la mano. Y eso es debido a la ignorancia en la evolución histórica de las sociedades y sus instituciones en las investigaciones de esa seudo ciencia.

¿No le resulta fuera del promedio un expediente de 4 hojas contra Medina?

Por supuesto que sí, pero, en realidad se le paga por mantener el silencio bajo el disfraz argumentativo de “no ser juez y parte”. Pero por supuesto, el sistema está hecho para fabricar los Poncios Pilatos de la “justicia”, siempre con una salida política que vociferar como: Nosotros no hacemos las leyes, estamos para acatarlas.

Pues precisamente así es el funcionamiento del sistema burgués de justicia. Ese argumento trillado demuestra el grado del infantilismo judicial, mejor conocido como “echarle la bolita” a Juan Pérez, y por supuesto, Juan Pérez le echa la bolita al sistema judicial; cosa que quizá se haya dado cuenta, pero como siempre, guarda silencio a este respecto; a menos que se le hagan críticas y observaciones por la sociedad civil, eso sí, argumentos mal planteados de justiciero tercermundista. Para nuestro caso particular, El gobernador instruye una seudo investigación de pobres argumentos para “echarle la bolita” al sistema judicial burgués; pues de antemano sabe, que solo son máquinas vivientes aplicadores de las leyes burguesas; por supuesto, no toda ley es burguesa, aunque sus interpretaciones mayoritariamente sí lo son. Recordemos los argumentos del juez Fernando Silva en su Incidente de suspensión 672/2015:

“El poder de muchos entes privados se ha dilatado casi en la proporción en que las potestades públicas han disminuido (…) Desde cierta perspectiva, es posible señalar que el problema de garantizar los derechos fundamentales en las relaciones entre particulares ha renacido, en una dimensión distinta, por una serie de causas, que tienen que ver con la paulatina relativización de principios básicos (…) El principio de igualdad se ha objetado, especialmente desde el punto de vista económico y social (…) El principio de igualdad ante la ley también se ha ido erosionando por la existencia de corporaciones privadas que se presentan como bloques de poder que implican, frente a los individuos, diferencias abismales”.

Y ahora que exclama los aires de justiciero, aprovechando la situación de justicia para diferenciarla del sistema burgués de la ley.

No esperamos se mencione al respecto sobre los gastos multimillonarios de las fiestas judiciales, o ¿acaso cree que la sociedad civil no da cuenta de ello? Creo que hasta tiene un término coloquial para referirse a las famosas fiestas judiciales; ya que misteriosamente siempre guarda silencio la chusma judicial. Por ejemplo, el caso de los tipo de gastos y fiestas de los jueces y magistrados, en la investigación de Contralínea, la cual solicitó entrevista con el magistrado presidente, Edgar Elías Azar en 2011, y que hasta el momento no se le dio respuesta alguna, y eso es simplemente porque tanto ellos como usted, forma parte del Estado Burgués judicial. Por supuesto, pagado a cargo del trabajador asalariado, pero ¿solo los trabajadores asalariados?

Resulta que el Estado también tiene a su chusma judicial y fiscal para condonar o perdonar cantidades multimillonarias a los grandes capitalistas:
http://www.vanguardia.com.mx/articulo/sat-perdona-y-da-credito-fiscal-por-1641-millones-oceanografia
http://www.sinembargo.mx/21-09-2016/3094542
http://www.sinembargo.mx/20-09-2016/3094653
http://www.sinembargo.mx/20-09-2016/3094094

Tampoco tenemos esperanza alguna que nos explique o argumente acerca de la situación de La Suprema Corte, que solo en alimentos gasta 15 millones de pesos al año; y curiosamente sólo el consumo de los 11 ministros representa 16% del presupuesto total destinado para la comida; será posible que su apetito llega a $2,400,000 al año, lo que da una media de $597.75 pesos al día por ministro en comida de la jornada laboral.

Esto nos lleva a recordarle lo que sucede si alguien profundiza en el funcionamiento del sistema de “justicia”; que en realidad es la servidumbre judicial al servicio del capital, como la situación de Tres magistrados del Poder Judicial de la Federación que fueron denunciados (25/09/15) ante el Consejo de la Judicatura Federal por prevaricación, “delito consistente en dictar a sabiendas una resolución injusta una autoridad, un juez o un funcionario”.

Se trató de María Elena Rosas López, Pablo Domínguez Peregrina y Marco Antonio Bello Sánchez, integrantes del Quinto Tribunal Colegiado en Materia Administrativa del Primer Circuito, que por lo afamado del caso Aristegui, existió la vigilancia de la sociedad y algunos medios de comunicación internacionales para detectar el funcionamiento de la significa la “ley” y la “justicia” en la actual época del capital.

Le preciso, pues, que en la fecha que menciona que realizó juramento para hacer cumplir la ley, en realidad, juró hacer cumplir el imperio del estado burgués, no de la justicia.

S. Molina. Septiembre 21 de 2016.
https://plus.google.com/106130870947501484687

Colaboración externa para NOTIGODÍNEZ

¡Comenta usando tu cuenta de Facebook! O utiliza nuestro formulario. Todas las opiniones son bienvenidas, sólo pedimos respeto tanto para este medio como para los demás visitantes. ¡Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *