Mantener al séquito de asesores de los ex «presidentes» cuesta al país 22.6 MILLONES DE PESOS ANUALES

Facebook Twitter Pin it WhatsApp Enviar por correo

México, 19 de julio 2018 (NOTIGODÍNEZ).- No son solamente las erogaciones mensuales de las pensiones, los cientos de Elementos del Estado Mayor Presidencial o los «apoyos» para el pago de todo tipo de servicios. Los cinco ex «presidentes» vivos también gozan de un oneroso séquito de asesores pagado por todos los mexicanos.

Puesto en el contexto del costo al erario para mantener los privilegios de esos cinco individuos, al menos tres de ellos usurpadores de la Presidencia, el plan de austeridad de Andrés Manuel López Obrador, virtual presidente electo, no sólo tiene sentido sino que es rigurosamente urgente.

De acuerdo con el diario Reforma, los ex «presidentes» de México tienen a su disposición secretarias, asesores, choferes, secretarios particulares y hasta «directores generales». Mantener al séquito de cada uno de ellos cuesta al país alrededor de 22.6 MILLONES DE PESOS AL AÑO.

Los ex «presidentes» pueden tener a su cargo un director general, dos directores de área, cuatro subdirectores, cuatro jefes de departamento, cuatro secretarios, tres técnicos especializados, tres choferes y cuatro auxiliares.

En el colmo del absurdo, el vividor que más cuesta a los mexicanos es el panista Felipe de Jesús Calderón Hinojosa, quien ni siquiera llegó a la Presidencia de manera legítima y legal. Según Reforma, Calderón tiene a 14 funcionarios en su nómina, entre ellos Tomislav Lendo Fuentes, director de la Fundación Desarrollo Humano Sustentable, creada por el exusurpador, con un sueldo mensual de 195 MIL PESOS.

Cabe recordar que fue Felipe Calderón quien, horas antes de entregar la banda presidencial a su sucesor, también espurio, Enrique Peña Nieto, modificó el reglamento del Estado Mayor Presidencial para asignarse un monstruoso aparato de seguridad con cargo al erario.

El siguiente más caro es el también panista Vicente Fox Quesada, ex «presidente» en el sexenio 2000-2006, quien tiene a su disposición 20 empleados a un costo conjunto de 6 MILLONES DE PESOS.

A ellos les siguen los priistas Carlos Salinas de Gortari (1988-1994) con un séquito de 11 servidores, Luis Echeverría Álvarez (1970-1976) con 17 y Ernesto Zedillo Ponce de León (1994-2000) con sólo tres que reciben cada uno un salario mensual de 18 mil 420 pesos.

En total, estas nóminas únicas en el mundo cuestan a los mexicanos 22.6 MILLONES DE PESOS al año, sin considerar el costo del aparato de seguridad, los «apoyos» para el pago de servicios y otros privilegios.

El virtual presidente electo Andrés Manuel López Obrador ha insistido en cancelar el dispendio para mantener a los ex «presidentes» con su costosa servidumbre, asegurando que en el Presupuesto 2019 finalmente serán suprimidas las megapensiones y demás privilegios millonarios.

Con información de Reforma

NOTIGODÍNEZ EN REDES SOCIALES

¿Gustas apoyarnos? La mejor manera de hacerlo es leyendo, comentando, reflexionando y pasando la voz sobre nuestros contenidos, así como incluyéndonos en tus favoritos. ¡Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *