NO ES SIRIA… ES MÉXICO CON PEÑA NIETO: Violento fin de semana dejó saldo de 51 MUERTOS en todo el país

México, 1 de agosto 2016 (NOTIGODÍNEZ).- El genocida Felipe Calderón aún ostenta el récord de más asesinatos en un sólo día, 80, pero el asesino de Atenco y actual usurpador Enrique Peña Nieto, también busca desbancarlo en ese rubro.

Durante el fin de semana pasado, la violencia se desató en varias entidades del país con saldo brutal de 51 muertos, una de las jornadas más sangrientas del actual régimen usurpador, pero todavía muy por debajo los peores tiempos del espuriato calderonista.

De acuerdo con el diario La Jornada, los hechos de violencia comenzaron desde el jueves y se prolongaron hasta las últimas horas del sábado, con particular intensidad en Guerrero, Michoacán, Zacatecas, Hidalgo, Chihuahua, Sinaloa, Jalisco, Tamaulipas y, no podía faltar, el Estado de México, sangriento territorio PRI por excelencia.

En Chilapa, Guerrero, 5 presuntos delincuentes fueron asesinados por policías federales, cuando circulaban a bordo de un taxo el jueves alrededor de las 18 horas. Luego, la madrugada del sábado fueron encontrados los cuerpos de siete integrantes de una familia, entre ellas dos menores, en dos viviendas contiguas de la colonia Las Brisas, del municipio Tepecoacuilco, en el norte de Guerrero.

Las víctimas habrían sido ejecutadas entre las tres y las cuatro de la mañana del sábado con armas de bajo calibre. Al ataque sobrevivió un niño de dos años, quien se encontraba dormido mientras ocurría la masacre y los agresores decidieron dejar con vida, mientras que otro joven habría logrado escapar herido. Los motivos del ataque se desconocen.

En Acapulco, tierra sin ley desde la llegada del priista Héctor Astudillo al gobierno estatal, se localizó el cuerpo de un joven torturado muy cerca de la central de abastos. Tenía un alambre retorcido en el cuello y estaba atado de pies y manos. Suman ya 560 asesinatos en el puerto tan sólo en lo que va del año.

Michoacán no se quedó atrás en el “aporte” de muertos. Diez cuerpos calcinados fueron hallados en una camioneta abandonada en la localidad de Tararameo, municipio de Cuitzeo, sobre una brecha cercana a un ducto de Petróleos Mexicanos (Pemex). Aunque se sospecha actividad delictiva y robo de combustible, las “autoridades” aún desconocen los motivos de esa barbarie.

En Zacatecas, al menos ocho personas fueron asesinadas en 24 horas durante en hechos diversos de violencia protagonizados por presuntos integrantes del crimen organizado, incluyendo enfrentamientos con elementos policiacos. Cabe destacar el asesinato de una jovencita de 17 años embarazada junto a su pareja, de 25.

Un jefe policiaco del municipio de Tezontepec de Aldama, Hidalgo, fue asesinado por sujetos presuntamente dedicados a la ordeña de ductos de Pemex durante un rondín en Teocalco. Y otro policía fue ejecutado en Tulancingo por desconocidos.

Chihuahua también dio la nota roja: se reportó el deceso de cinco personas en acciones presuntamente relacionadas con el hampa: tres en Ciudad Juárez, uno en la capital y otro en el municipio de Balleza.

En Tamaulipas, dos cadáveres calcinados fueron hallados en Reynosa, territorio priista eternamente azotado por la violencia. A su vez se reportaron cuatro asesinatos en Culiacán, Sinaloa; tres en Tlajomulco y Zapopan, Jalisco, y dos en Tlalnepantla, Estado de México.

Con información de La Jornada

¡Comenta usando tu cuenta de Facebook! O utiliza nuestro formulario. Todas las opiniones son bienvenidas, sólo pedimos respeto tanto para este medio como para los demás visitantes. ¡Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *