“Periodistas” de medios alineados se apresuran a defender a Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto

México, 14 de noviembre 2018 (NOTIGODÍNEZ).- Tras las declaraciones de la defensa legal de Joaquín Guzmán Loera, alias “El Chapo”, exlíder del Cártel de Sinaloa, sobre sobornos millonarios que dicho grupo criminal habría pagado a los genocidas Felipe Calderón Hinojosa y Enrique Peña Nieto, exusurpador y actual usurpador de la Presidencia respectivamente, diversos “periodistas” identificados por su servilismo a los regímenes usurpadores en turno, no perdieron oportunidad de exhibirse en las redes sociales fungiendo como sus abogados “de oficio”.

Ayer martes, el litigante Jeffrey Lichtman, integrante del equipo legal que defiende al Chapo en Estados Unidos, declaró ante el jurado que tanto Felipe Calderón como Enrique Peña Nieto, han recibido sobornos millonarios para brindar protección a Ismael “El Mayo” Zambada, considerado líder de facto del mencionado cártel criminal.

Asimismo, el abogado acusó a los “gobiernos” mexicano y estadounidense de coludirse con Zambada para incriminar al Chapo y proteger al cártel de los Arellano Félix. El “Mayo” Zambada, de 70 años y prófugo desde hace décadas, habría pagado millones a Calderón y Peña Nieto por esa protección.

Enseguida, tanto Calderón como el asesino de Atenco Enrique Peña Nieto, éste en voz de uno de sus empleados del actual régimen usurpador, se apresuraron a negar las acusaciones y calificar las denuncias de Jeffrey Lichtman como “calumnias, difamaciones y falsedades”.

A la defensa mediática de ambos delincuentes se sumó el “periodista” Carlos Puig, identificado por la ciudadanía informada como un eminente “chayotero”, quien prácticamente aseguró que el abogado mintió por hallarse en su “opening statement” -discurso de apertura- y no bajo juramento, al emitir las multicitadas acusaciones.

Otro empleado de Televisa de nombre Mario Campos, conductor de algún “noticiero” en Foro TV, cuestionó la veracidad de las denuncias de Lichtman por el hecho de ser el “abogado de un narco”, sugiriendo que solamente los opositores a Calderón y Peña las tomarían como ciertas por su “preferencia política”.

En el mismo tenor se pronunció un tal Carlos Bravo Regidor, colaborador de Televisa y otros “medios”, quien recurrió al “no los defiendo… pero sí los defiendo” para justificarse y desacreditar los señalamientos del abogado en cuestión.

León Krauze, hijo del “intelectual” derechista Enrique Krauze, no podía quedar fuera de la orgía de “defensores” vergonzantes de Peña y Calderón, matizando que la declaración del abogado “no es un hecho” y que se requiere evidencia para que la justicia actúe “de manera implacable”.

Pese a que las declaraciones de Jeffrey Lichtman generaron revuelo internacional y fueron reproducidas por la prensa en todo el mundo, prominentes “medios” mexicanos minimizaron la información e incluso la omitieron de sus espacios a lo largo del día de ayer.

¡Comenta usando tu cuenta de Facebook! O utiliza nuestro formulario. Todas las opiniones son bienvenidas, sólo pedimos respeto tanto para este medio como para los demás visitantes. ¡Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *