Mientras Peña y Nuño despilfarran millones en «imagen», México es el país de la OCDE que menos invierte en sus estudiantes

Facebook Twitter Pin it WhatsApp Enviar por correo

México, 23 de mayo 2018 (NOTIGODÍNEZ).- El vandalismo constitucional denominado «reforma educativa», perpetrado en el actual régimen usurpador y permitido por los mexicanos, no sólo sirvió para avanzar en la criminalización del magisterio y la privatización del sector; también mantiene sumido a nuestro país en un rezago educativo brutal respecto de otros países del mundo y hasta del continente.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), presidida, por cierto, por el salinista José Ángel Gurría, presentó un informe sobre las condiciones de los estudiantes en los países que integran dicha organización, en el marco del Día Internacional del Estudiante. Como siempre, nuestro país se encuentra en los últimos lugares del informe.

De acuerdo con el diario El Economista, el reporte indica que la cifra promedio de inversión por estudiante en la OCDE asciende a 10 mil 182 dólares al año. ¿Dónde se ubica México?, último lugar con 3 mil 703 dólares al año. ¡Qué orgullo!

En América Latina, Colombia arrebató a nuestro país esa deshonrosa posición. La hermana nación sudamericana invierte apenas 3 mil 245 dólares al año por estudiante. En cambio, los líderes del continente son Brasil, que destina 5 mil 610 dólares anuales por alumno, mientras que Chile y Argentina comparten el segundo lugar con una inversión anual de 4 mi 420 dólares por estudiante.

Colombia y México no destinan siquiera el 10 por ciento de lo que otros países gastan en sus estudiantes, de acuerdo con las cifras de la OCDE, que asciende a 10 mil dólares aunales por alumno en países industrializados.

Asimismo, la proporción del presupuesto en educación respecto del Producto Interno Bruto (PIB) es mayor al 6 por ciento en países como Canadá, Corea, Dinamarca, Estados Unidos, Islandia, Nueva Zelanda, Noruega o el Reino Unido. En contraste, México apenas invierte el 5.4 por ciento, ubicándose debajo de Argentina (5.6%) y la propia Colombia que destina 5.8 por ciento de su PIB al sector educativo.

La ironía en todo esto es que la OCDE, en voz del priista Gurría, fue una de las principales promotoras de la contrarreforma educativa en nuestro país.

Recientemente se reveló que Aurelio Nuño Mayer, alias «Ñoño», despifarró casi 2 MIL MILLONES DE PESOS -dinero de todos los mexicanos- en publicidad mediática de la «reforma educativa» a su paso por la Secretaría de Educación Pública (SEP) del régimen usurpador peñista.

Ese dispendio en «promoción e imagen» implicó un rebase de 2 mil 800 por ciento respecto del tope autorizado por el Congreso de la Unión.

En entrevista radiofónica, el empleado peñista y hoy vocero de campaña de José Antonio Meade Kuribreña, candidato presidencial del régimen usurpador, confirmó el despilfarro argumentando que «la reforma educativa ha sido uno de los proyectos más aceptados por la ciudadanía».

Con información de El Economista. Foto (derecha): Luces de Siglo

NOTIGODÍNEZ EN REDES SOCIALES

¿Gustas apoyarnos? La mejor manera de hacerlo es leyendo, comentando, reflexionando y pasando la voz sobre nuestros contenidos, así como incluyéndonos en tus favoritos. ¡Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *