¡QUÉ EVOLUCIONADOS! Legislador de E.U. propone reinstaurar fusilamiento para condenados a muerte; «es lo más humano», dice

Facebook Twitter Pin it WhatsApp Enviar por correo

AP (Foto: AP)

Utah, Estados Unidos (17 mayo 2014).- Luego de una ejecución fallida por medio de inyección letal en Oklahoma el mes pasado, un legislador de Utah opinó que el pelotón de fusilamiento es una forma más humana de ejecución. Por consiguiente, se propone ofrecer esa opción para los condenados a muerte en su estado.

El representante republicano Paul Ray planea presentar su propuesta la próxima sesión legislativa de Utah en enero. Los legisladores de Wyoming y Missouri esgrimieron ideas similares este año, pero sus esfuerzos no cuajaron. Sin embargo, Ray podría tener éxito. Utah ya tiene tradición de ejecución por medio de fusilamiento; cinco policías usaron fusiles Winchester de calibre 30 para ejecutar a Ronnie Lee Gardner en 2010, la última ejecución por ese método en el estado.

Ray sostiene que ese método podría ser más aceptable ahora que los Estados enfrentan demandas y escasez de drogas que han complicado las ejecuciones por inyección letal.

«Suena como el Lejano Oeste, pero es probablemente el medio más humano de matar a alguien», dijo Ray.

Utah eliminó los pelotones de fusilamiento en 2004 aduciendo la excesiva atención que la prensa daba a los presos, pero los condenados a muerte antes de esa fecha tenían la opción de escogerla y es lo que hizo Gardner, sentenciado a muerte por matar a un abogado de Salt Lake City en 1985 cuando intentaba huir de un tribunal.

Gardner fue el tercer condenado que murió fusilado después que la Corte Suprema restableció la pena de muerte en 1976. Otros dos sentenciados eligieron el fusilamiento en vez de las inyecciones en Utah, pero probablemente pasarán varios años antes de que se agoten las apelaciones de sus sentencias, dijo el sub procurador general de Utah, Thomas Brunker. La propuesta de Ray daría la opción a todos los condenados.

La inyección letal, el método básico de ejecución en Estados Unidos, ha suscitado la atención general después del incidente de abril en Oklahoma. La inyección no surtió efecto inmediato y el condenado Clayton Lockett murió de un ataque cardíaco 40 minutos después.

Ray y legisladores de otros estados han sugerido que los pelotones de fusilamiento serían el método más barato además de humano.

«El prisionero muere instantáneamente», dijo Ray.

«Parece muy negativo, pero en el instante en que la bala atraviesa el corazón, uno muere. No hay sufrimiento».

Fuente

NOTIGODÍNEZ EN REDES SOCIALES

¿Gustas apoyarnos? La mejor manera de hacerlo es leyendo, comentando, reflexionando y pasando la voz sobre nuestros contenidos, así como incluyéndonos en tus favoritos. ¡Gracias!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *